Contraloría detectó deficiencias en construcción de hospitales en Áncash

La Contraloría detectó deficiencias en ambientes hospitalarios en Áncash para tratar a pacientes COVID-19. Estas edificaciones no se ajustarían a las normas técnicas del Ministerio de Salud.

Pasadizos estrechos, salas con inadecuado sistema de ventilación y ausencia de áreas para el tratamiento de residuos solidos son algunas deficiencias detectadas en los ambientes construidos de los hospitales Eleazar Guzmán de Chimbote y Víctor Ramos de Huaraz.

Son edificaciones para enfrentar el COVID-19 que costaron en total más de 2 millones y medio de soles. Por ejemplo, un ambiente con paredes de drywall que pertenece al hospital Eleazar Guzmán donde el gobierno regional invirtió 600 000 soles.

En Huaraz, la situación es igual de grave. En un área remodelada para la atención de pacientes con coronavirus se invirtieron más de 2 millones de soles.

Al problema de infraestructura se suma la deficiencia en el proceso de compra de ventiladores mecánicos detectados por la Contraloría. Desde el gobierno regional, aseguraron que todo será subsanado.

error: Contenido con derechos de autor !!